A medida que envejecemos, el cuerpo va perdiendo masa muscular, que no solo es esencial para las tareas físicas diarias, sino que también es fundamental para el correcto funcionamiento de los órganos, la salud de la piel, la inmunidad y el metabolismo.

Un ACV puede llegar en cualquier momento, sobre todo si no controlamos nuestros malos hábitos alimenticios y descuidamos factores de riesgo como tensión arterial alta, diabetes u obesidad.

La donación de sangre es un acto voluntario y altruista en el cual se entrega parte del componente sanguíneo a otras personas que lo necesitan. Este ejercicio solidario lo pueden realizar personas que tengan entre 18 y 65 años que estén en perfectas condiciones de salud, ya que se extraen aproximadamente 470ml de sangre, que es menos del 10% de la sangre total que está circulando en el cuerpo.

Las fobias específicas son la alteración mental más común en las mujeres y la segunda entre los hombres. Estas se dan como consecuencia de los trastornos de ansiedad y, por tanto, hacen parte del cuadro clínico.