¿Por qué el asteroide 2007 FT3 no impactó contra la Tierra?

Al asteroide 2007 FT3 ya se le había atribuido una catástrofe en 2013 y tampoco pasó nada. El rumor era que este jueves el 3 de octubre este objeto de forma irregular impactaría la Tierra.

Teniendo un tamaño que oscila entre los 270 y los 341 metros, asustó a algunos pero sin fundamento científico. Recuerde, por ejemplo, que el que produjo efectos en cadena que acabarían con la mayoría de dinosaurios medía unos 10 kilómetros de diámetro.

Además el asteroide descubierto en 2007 se acercó a uno 360 veces la distancia entre la Tierra y la Luna; esos son muchos millones de kilómetros ya que el satélite natural del planeta está a una distancia promedio de 384.400 kilómetros. Y también su escala de Turín (ver infográfico abajo) es cero.

 

¿Entonces por qué la alarma? De acuerdo con el portal especializado EathSky este objeto aparece en una “lista de riesgos” mantenida por los astrónomos en el Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS) en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California. La tabla de riesgos Sentry es parte de un sistema de monitoreo de colisiones altamente automatizado que escanea continuamente el catálogo de asteroides más actual en busca de posibilidades de impacto futuro con la Tierra en los próximos 100 años.

Pero estar en una “tabla de riesgos” no significa que exista un riesgo real. Es importante leerla con cuidado, los datos que proporciona indican que la probabilidad de impacto (acumulativa). Verá que FT3 2007 tiene una probabilidad extremadamente baja de impactar a la Tierra en octubre: 0.00015% de probabilidad de impacto en la Tierra; 1 en 670,000 probabilidades de impacto y 99.99985% de probabilidad de que el asteroide no se encontrara con la Tierra.

Los asteroides que sí representan peligros para la Tierra

El físico Stephen Hawking (1942 - 2018) decía que los humanos “no tenemos defensa” contra una colisión de asteroides. Una realidad. Incluso se ha creado una escala de riesgos de impacto y daño igual a la escala de Ritcher o de Momento para identificar escala de grados de sismos. Se llama Escala de Turín o Torino Scale, en inglés, un método de clasificación del peligro de impacto asociado a los objetos de tipo NEO (Near Earth Objects, objetos cercanos a la Tierra), entre los que se encuentran asteroides y cometas.

En ella, a un objeto se le asigna un valor de 0 a 10 según su probabilidad de colisión y la energía cinética (expresada en megatones de TNT) de la posible colisión.

El cero indica que un objeto tiene una probabilidad insignificante de colisión con la Tierra o es demasiado pequeño para penetrar intacta en la atmósfera. Un diez es una colisión segura y el objeto impactante es lo suficientemente grande como para precipitar un desastre global.

Con el tiempo y la suma de conocimiento la humanidad es consciente de que un asteroide de 50 metros podría destruir una ciudad o de que hay una probabilidad –aunque pequeña– de extinguirse debido a una colisión no anticipada a tiempo. Les pasó a los dinosaurios y por ello los investigadores trabajan en predecir su llegada con mayor precisión y con el tiempo suficiente para tomar acciones ante el posible evento.

De acuerdo con información de la National Geographic el próximo encuentro cercano con este objeto será el 11 de octubre del 2068, pero tranquilo este encuentro tampoco implicará algún riesgo: pasará a cerca de 24 millones de kilómetros de la Tierra.

 

Esta imagen muestra la posición de la Tierra y el asteroide 2007 F3 el pasado 3 de octubre, de acuerdo con datos del JPL de la Nasa: